Homilía de Benedicto XVI en la Basílica de San Pablo Extramuros

El link para descargar gratis está al final, debajo de los detalles del libro.


Homilía de Benedicto XVI en la Basílica de San Pablo Extramuros

Homilía que pronunció el Papa Benedicto XVI en la tarde del lunes 25 de abril al visitar

el sepulcro del apóstol de las gentes en la Basílica de San Pablo Extramuros.

Señores cardenales,

venerados hermanos en el episcopado y en el sacerdocio,

queridos hermanos y hermanas:

Doy gracias a Dios porque al inicio de mi ministerio de sucesor de Pedro me concede

detenerme en oración ante el sepulcro del apóstol Pablo. Para mí es una

peregrinación sumamente deseada, un gesto de fe que realizo en mi nombre, pero

también en nombre de la amada diócesis de Roma, de la que el Señor me ha

constituido obispo y pastor, y de la Iglesia universal confiada a mi solicitud pastoral.

Una peregrinación por así decir a las raíces de la misión, de esa misión que Cristo

resucitado confío a Pedro, a los apóstoles y, en particular también a Pablo, llevándole

a anunciar el Evangelio a las gentes, hasta llegar a esta ciudad, donde después de

haber predicado durante mucho tiempo el Reino de Dios (Hechos 28, 31), rindió con la

sangre el último testimonio de su Señor, que le había «conquistado» (Filipenses 3, 12) y

enviado.

 

en San Pablo.pdf

Homilía de Benedicto XVI en la Basílica de San Pablo Extramuros
Vota si te ha resultado útil


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *